domingo, agosto 31

Nadie me dijo que 
el sonido de los tambores
en algún momento se detiene.
Me siento como una nena
a la que hay que explicarle
que ya esta
que no se puede jugar todo el día
que las visitas se cansan
que un rato esta bien.
Qué difícil es ahondar
en el concepto infantil de eternidad.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

'Casa-quinta' es una palabra compuesta por una casa y un jardín.